LSD (Libros sobre drogas)

Archivo

No es nuevo: desde siempre los humanos han buscado substancias capaces de modificar su percepción de la realidad o de alterar sus sentidos. Hay diversas teorías al respecto, más o menos culturales, más o menos biologistas; pero, como siempre pasa con estos asuntos, ninguna de ellas contempla todos los detalles del fenómeno. Sea como sea, la relación entre las drogas –de cualquier tipo− y la literatura ha sido constante y estrecha. Desde los banquetes dionisiacos, hasta el uso de alucinógenos por parte de la beat generation, las drogas han dejado su impronta en la literatura de todas las épocas.

La siguiente selección parte de un «clásico» del tema –Confesiones de un inglés comedor de opio−, pasa por uno de los mejores ensayos al respecto escritos en castellano –Historia elemental de las drogas− y llega hasta la mirada sociológica que realizan tres autores italianos con respecto a la cocaína.

Publicada en 1971, "Congreso de futurología" pertenece al ciclo de relatos protagonizados por Ijon Tichy. En ella Stanislaw Lem hace un magistral retrato de la aspiración al bienestar del hombre contemporáneo sirviéndose de la ironía y del humor. Tras un período de hibernación, Tichy es reanimado en el año 2039 y encuentra un mundo en el que impera la paz y reina un bienestar general; en esa sociedad controlada por la "psiquímica", se aprende y se ama por medio de productos químicos, los sentimientos son manipulados y toda espontaneidad ha dejado de existir. Bajo una apariencia exterior de abundancia y de confort, Tichy descubre, sin embargo, una realidad sobrecogedora que supera la más fantástica alucinación. Leer menos
Congreso de futurología

Congreso de futurología

Lem, Stanislaw Alianza
Publicada en 1971, "Congreso de futurología" pertenece al ciclo de relatos protagonizados por Ijon ... Leer más
Ciencia ficción 10,20 
El librero dice...

Para debatir sobre el futuro de la humanidad −en este caso del universo− nada como unas pocas drogas de diseño capaces de modificar –para bien, por supuesto− la percepción de la realidad. Lem, uno de los reyes de la ciencia ficción, se acerca a la sátira social con esta novela tan breve como indispensable.

El Día de Muertos de 1938 es una jornada aciaga para el ex cónsul británico en México, Geoffrey Firmin, un hombre alcohólico, arruinado por los fantasmas de su mente y de su pasado y cuyos oscuros sentimientos de culpabilidad alimentan una soterrada voluntad de autodestrucción. Incapaz de reaccionar al regreso de su ex mujer, Yvonne, el cónsul deja que ella se acerque de nuevo a su hermanastro Hugh, trotamundos implicado en actividades políticas. Y durante las veinticuatro horas en que transcurre la novela, en un México que simboliza al tiempo el paraíso y el infierno terrenales, se suceden alejamientos, malentendidos y encuentros conflictivos, y hasta violentos, con personajes de toda índole. Un funesto augurio ?un indio moribundo al borde de un camino? da la primera señal de alarma. Mientras Geoffrey, cada vez más ensimismado, naufraga lentamente en sus delirios etílicos ante los ojos de Yvonne y Hugh, éstos asisten impotentes a los estragos de su trágica caída. Leer menos
Bajo el volcán

Bajo el volcán

Lowry, Malcolm Tusquets
El Día de Muertos de 1938 es una jornada aciaga para el ex cónsul británico en México, Geoffrey ... Leer más
Literatura 9,95 
El librero dice...

En Cuernavaca, el cónsul Geoffrey Firmin se abandona al alcohol y su borrachera se llena con los fantasmas del pasado. En el día de los muertos, Firmin se reencuentra con la única mujer a la que ha amado y decide huir a lomos del mezcal mientras reconstruye su historia.

En un futuro no muy lejano, lo único que hace soportable la vida a los seres humanos son las drogas. Obligados a huir de un planeta Tierra casi inhabitable, los colonos de Marte viven bajo el dominio de Leo Bulero, propietario de Equipos P. P., la compañía que fabrica las miniaturas y administra el alucinógeno ilegal (Can-Di) que les permite evadirse trasladándolos a universos y cuerpos de muñecos tipo Barbie. El monopolio de Bulero se ve seriamente amenazado cuando Palmer Eldritch regresa de un largo viaje trayendo consigo una droga nueva y legal (Chew-Zi) que anuncia bajo el lema «Dios promete la vida eterna. Nosotros la proporcionamos». El antihéroe de esta novela, Barney Mayerson, empleado de Equipos P. P., se verá inmerso en una trepidante intriga que le enfrentará a conflictos de lealtad, justicia y amor. A su vez, se acercará al núcleo de un misterio: ¿qué pretende Palmer Eldritch? Ya no parece humano, ¿qué clase de metamorfosis ha sufrido? ¿Se ha convertido en una divinidad o en un ser infernal? Ésta es una novela absorbente donde se despliegan motivos constantes en la narrativa de Dick: la mezcla de drogas y religión, el malestar psicológico de los personajes, el poder y la locura, la presencia de un demiurgo cruel y, sobre todo, la multiplicidad de niveles de la realidad y la difusa frontera entre ésta y la ilusión.   Leer menos
Los tres estigmas de Palmer Eldritch

Los tres estigmas de Palmer Eldritch

Dick, Philip K. Booket
En un futuro no muy lejano, lo único que hace soportable la vida a los seres humanos son las drogas... Leer más
LSD (Literatura Sobre Drogas) 7,95 
El librero dice...

¿Las drogas podrían sustituir a la religión? ¿Podrían, incluso, proporcionarnos un remedo de inmortalidad, una experiencia fuera del tiempo y el espacio? Philip K. Dick responde a estas preguntas en una novela que gira en torno al uso del Chew-Zi, una droga sintética que pone en jaque a todo lo transcendental.

Jason Taverner es un seis, un súperhumano mejorado genéticamente. Pero también es un ídolo televisivo adorado por treinta millones de personas. O lo era hasta que una mañana, al despertar, descubre que sus documentos de identidad han desaparecido, que no hay ningún registro sobre él en las extensas bases de datos de la policía ni el gobierno, y que ni sus amigos ni sus seguidores tienen el menor recuerdo de él. Jason Taverner es un completo desconocido en unos Estados Unidos convertidos en un estado policial, en el que una persona sin identificación está condenada a terminar en un campo de trabajo. Leer menos
Fluyan mis lágrimas, dijo el policía

Fluyan mis lágrimas, dijo el policía

Dick, Philip K. Booket
Jason Taverner es un seis, un súperhumano mejorado genéticamente. Pero también es un ídolo telev... Leer más
Ciencia ficción 7,95 
El librero dice...

En esta novela, una de las más insólitas de K. Dick, las drogas y sus efectos se mezclan sorprendentemente en una rebelión contra un régimen policial. Como en todas las obras de K. Dick, el objetivo último es propiciar una reflexión en torno a los grandes temas sociales que se detonaron a mediados del siglo xx.

Thomas De Quincey (1785-1859), uno de los mejores prosistas en lengua inglesa, debe su fama universal a estas Confesiones de un inglés comedor de opio. No obstante, resulta paradójico que un carácter original y provisto de una extraordinaria sensibilidad como el de Thomas De Quincey convirtiese su adicción al opio en factor determinante de su vida. Pero para De Quincey el opio fue únicamente un vehículo, un accidente del que sacar un provecho literario. El opio queda asociado en él a la facultad de soñar y a una extremada sensibilidad intelectual: sin éstas el opio habría sido una mera enfermedad crónica, vulgar y estéril. Su intención al escribir las Confesiones no fue tanto narrar los efectos de esta droga como exponer sus influencias en una mente, la suya, que se sabía privilegiada, dotada de facultades poco usuales. El texto, concebido como un ensayo autobiográfico, un diario de su adicción al opio, apareció en 1821 en la revista London Magazine, y el interés y revuelo que ocasionó fue tal que aconsejó realizar una edición en forma de libro al año siguiente. La presente edición, a cargo de José Rafael Hernández Arias, recoge la última versión de las Confesiones (de 1856), corregida y aumentada por De Quincey. Además se ha incluido al final del volumen -siguiendo la pauta de la edición definitiva de sus obras completas- la versión original de 1821, más breve y directa, y otros textos referentes a la obra. Leer menos
Confesiones de un inglés comedor de opio

Confesiones de un inglés comedor de opio

De Quincey, Thomas
Thomas De Quincey (1785-1859), uno de los mejores prosistas en lengua inglesa, debe su fama univers... Leer más
Biografía 25,00 
El librero dice...

El primer libro contemporáneo que reflexiona en primera persona sobre el uso de las drogas. De Quincey, uno de los autores más influyentes del Romanticismo británico, se convirtió en adicto al opio para superar una neuralgia y fue un pionero a la hora de contar los efectos que la droga ejercía en su espíritu.

STOP: ?NO DEBERÍAS HABER PUESTO TUS MANOS EN ESTE LIBRO. ?NO, NO LO DEJES. ES DEMASIADO TARDE. ?ELLOS TE ESTÁN OBSERVANDO. Mi nombre es David Wong. Mi mejor amigo es John. Son nombres falsos. Puede que no desees saber nada sobre las cosas que leerás en estas páginas: lo de la salsa, lo de Korrok, lo de la invasión y el futuro. Pero es demasiado tarde. Has tocado el libro. Ya formas parte del juego. Estás bajo el ojo. La droga se llama "salsa de soja", y proporciona a sus consumidores una ventana a otra dimensión. Ni John ni yo pudimos evitarlo. Tú todavía puedes. Siento haberte involucrado en esto, en serio. Pero cuando leas sobre estos terribles sucesos y la época sumamente oscura en la que el mundo está a punto de sumergirse por su causa, es crucial que recuerdes una cosa: YO NO TENGO LA CULPA DE NADA DE ESTO. David Wong (Illinois, USA, 1975), seudónimo de Jason Pargin, escritor de humor y editor de la web satírica Cracked.com, cursó estudios de radio y televisión en la Southern Illinois University. En 1999 comenzó a publicar en su propia web de humor (Pointless Waste of Time: Absurda Pérdida de Tiempo) un serial online que llegó a contar con setenta mil lectores. Esta historia por entregas, de la que Wong iba publicando un episodio nuevo cada día de Halloween, es la fuente original de la posterior novela John muere al final (2007), en cuya redacción reconoce su autor haber tenido en cuenta los comentarios y críticas que los lectores aportaban tras la aparición de cada capítulo. El director de culto entre los aficionados al cine de Terror Don Coscarelli (Fantasma, Bubba Ho-Tep) quedó inmediatamente fascinado tras leer la disparatada historia de Wong y se embarcó en su versión cinematográfica. La película se estrenó finalmente con el mismo título de la novela en 2013. Movido por el éxito de su primera obra, Wong publicó en 2012 una secuela con el título de Este libro está lleno de arañas (en serio, tío, no lo toques). Leer menos
John muere al final

John muere al final

Wong, David
STOP: ?NO DEBERÍAS HABER PUESTO TUS MANOS EN ESTE LIBRO. ?NO, NO LO DEJES. ES DEMASIADO TARDE. ?... Leer más
Terror 29,50 
El librero dice...

En esta novela, a la droga le llaman «salsa de soja» y es el punto de contacto para una serie de personajes disparatados que, cuando experimentan con ella, viven saltos en el tiempo o son capaces de ver a los espíritus. Inclasificable y perturbadora, la opera prima de David Wong se ha convertido en un libro de culto en todo el mundo.

¿Por qué las muchas de las mejores obras de la literatura universal fueron escritas por autores ebrios o en las garras del alcoholismo, una adicción que les costó mucho en términos de felicidad personal y causó daño a los seres que les amaban? En El viaje a Echo Spring, Olivia Laing examina la relación entre creatividad y alcohol a través de las obras y la vida de seis escritores extraordinarios: F. Scott Fitzgerald, Ernest Hemingway, Tennessee Williams, John Berryman, John Cheever y Raymond Carver. «Echo Spring» es el nombre con el que el personaje de Brick, en la conocida obra de Williams La gata sobre el tejado de zinc, bautiza al armario donde se guarda el licor en la mansión, de ahí el título de esta obra. Los seis escritores eran alcohólicos y, en este caso, la bebida asoma en sus páginas más logradas, desde La gata sobre el tejado de zinc a París era una fiesta. A menudo bebían juntos: Hemingway y Fitzgerald iban de bar en bar por el París de los años 20; Carver y Cheever conducían juntos a la tienda de licor en Iowa durante el frío invierno de 1973. Olivia Laing creció en el seno de una familia alcohólica. Una primavera se propuso comprender esta enfermedad feroz y desgarradora, así que emprendió un viaje por América que la sumergió en el corazón de las vidas de estos seis escritores. Mientras viaja del Nueva York de Cheever a la Nueva Orleans de Williams, pasando por el Key West de Hemingway hasta el Port Ángeles de Carver, Laing construye un mapa topográfico del alcoholismo, desde los horrores de la adicción hasta las milagrosas posibilidades de la recuperación, pasando por las deslumbrantes creaciones fruto del licor. Hermoso, cautivador y original, El viaje a Echo Spring se encarga de desmitificar la leyenda del escritor alcoholizado y revela el terrible precio que la creatividad exige a los creadores. Leer menos
El viaje a Echo Spring

El viaje a Echo Spring

Laing, Olivia Atico de los Libros
¿Por qué las muchas de las mejores obras de la literatura universal fueron escritas por autores eb... Leer más
Biografía 18,90 
El librero dice...

A través de seis escritores estadounidenses fundamentales la autora busca los motivos que convirtieron al alcohol en una constante de sus vidas. Literatura y alcohol forman un dúo frecuente y este libro investiga, a partir de la propia literatura, en los motivos de esa relación.

"Historia elemental de las drogas" propone un documentado y ameno recorrido histórico por la evolución de los diversos tipos de droga y sus usos, desde los ritos religiosos para acceder a la verdad revelada en determinadas sociedades hasta la invasión del crack y las drogas de diseño, desde las guerras del opio hasta el estallido de la psiquedelia. Esta síntesis de la monumental "Historia general de las drogas" analiza la evolución de las actitudes ante las drogas a lo largo de la historia; su utilización con fines religiosos, terapéuticos o meramente hedonistas; la reacción del Estado y los problemas que conlleva la prohibición, la anatemización y la persecución policial... La obra aporta un enorme caudal de información y plantea un acercamiento al universo de las drogas que huye de tópicos, banalizaciones y visiones simplistas. Afirma Escohotado en el prólogo que «aunque hasta hace poco fuese un campo reservado al sensacionalismo periodístico, o a abstrusos manuales de toxicología, la particular historia de las drogas ilumina la historia general de la humanidad con una luz propia, como cuando abrimos una ventana hasta entonces cerrada al horizonte y las mismas cosas aparecen bajo una perspectiva nueva». Leer menos
Historia elemental de las drogas

Historia elemental de las drogas

Escohotado Espinosa, Antonio Anagrama
"Historia elemental de las drogas" propone un documentado y ameno recorrido histórico por la evoluc... Leer más
Drogas 10,90 
El librero dice...

Escohotado recorre la historia del uso de las distintas drogas, su empleo desde el punto de vista terapéutico, religioso o simplemente hedonista. Un libro absolutamente recomendable para tener una mirada panorámica y erudita de la relación entre las drogas y los hombres.

Para la sociedad biempensante norteamericana de los años cincuenta del pasado siglo los beats eran un grupo de jóvenes antisociales, de bichos raros. Y, dentro de este grupo, William S. Burroughs siempre fue el bicho más raro. Procedía de una familia acomodada, vestía con traje y corbata, tenía más pinta de empleado de banca que de rebelde e incluso de joven ya parecía un señor mayor. Pero este aspecto recatado no era más que una fachada, porque Burroughs fue el más radical de los beats, el que más se asomó al abismo. Mientras los demás consumían alcohol y marihuana, él se sumergió en el submundo de la heroína y experimentó con los alucinógenos, que sólo en las décadas posteriores se popularizarían entre hippies y psicodélicos. Este volumen reúne las tres novelas fundamentales de William S. Burroughs. Yonqui, su primera incursión en el tema de la adicción, es un retrato visceral del universo de la heroína. El almuerzo desnudo insiste en el tema, pero da un radical paso de gigante y se adentra en la vivencia interior de la adicción, en un mundo entre la realidad y la pesadilla donde reina la subversión, el sexo adquiere proporciones de orgía demoledora y la literatura deviene experimentación, alucinación, delirio. Y es que ya lo decía el autor al final de Yonqui: «Colocarse es ver las cosas desde un ángulo especial.» En Queer también aparece la droga -aquí la búsqueda casi épica de la ayahuasca-, pero el eje es el sexo y la homosexualidad se convierte en liberadora transgresión. «Burroughs es también un auténtico poeta. Una página de su prosa es tan densa en imágenes como cualquiera de Saint-John Perse o Rimbaud» (Allen Ginsberg). «Burroughs es el único escritor norteamericano actual que posiblemente esté poseído por el genio» (Norman Mailer). «Al describir la adicción como "un modo de vida", Burroughs convierte la aguja hipodérmica en un microscopio, a través del cual puede examinar el alma del ser humano bajo el capitalismo del siglo XX» (Will Self). Leer menos
William S. Burroughs

William S. Burroughs

Burroughs, William S. Anagrama
Para la sociedad biempensante norteamericana de los años cincuenta del pasado siglo los beats eran ... Leer más
Literatura 23,90 
El librero dice...

Aunque toda la literatura de Burroghs mantiene una conexión directa con las drogas y su submundo, Yonqui y El almuerzo desnudo son los dos títulos clave de esta temática. Como en la mayoría de la literatura de Burroghs las vivencias personales del autor se combinan con elementos de ficción y el resultado tiene una fuerza insólita.

Tres narraciones entrelazadas por la química (de las pastillas y de los cuerpos): en la primera historia, Rebecca, una popular autora de novelas de kiosco, conoce a una joven enfermera, un tanto confundida con respecto a su sexualidad, y aficionada al éxtasis y a las discotecas... La protagonista de la segunda, Samantha, que nació sin brazos a causa de una droga imprudentemente recetada a mujeres embarazadas, enamora a un hooligan aficionado a todas las drogas contemporáneas, y lo utiliza para vengarse de aquellos que causaron su deformidad... Y en la última, Lloyd es un treintañero rebelde que sigue sin rendirse a la vida burguesa y frecuenta fiestas extáticas. Pero una sensación de disconformidad le anuncia que quizá lo que ahora desea son otros éxtasis mucho más difíciles. «Vuelve el enfant terrible de la literatura británica» (ABC); «El desorden de los sentidos de Baudelaire y Rimbaud ya no es patrimonio de artistas e intelectuales, sino que puede ser disfrutado democráticamente en las discotecas de Romford y Edimburgo y en los estadios de fútbol» (Grey Gowrie). Leer menos
Éxtasis

Éxtasis

Welsh, Irvine Anagrama
Tres narraciones entrelazadas por la química (de las pastillas y de los cuerpos): en la primera his... Leer más
Literatura 10,90 
El librero dice...

Tres novelas cortas que se cobijan bajo un subtítulo muy expresivo: Tres relatos de amor químico. Aunque quizá no haga falta decir nada más, podemos añadir que Welsh relata tres historias de amor singulares que están directamente ligadas a los efectos de las drogas, recreativas o no, con un resultado demoledor.

Aullido y otros poemas fue el primer libro de Allen Ginsberg y produjo una gran conmoción. Ya antes de su publicación era un poema famoso: se pasaba de mano en mano o se recitaba a partir de alguno de los cincuenta ejemplares en multicopista que hicieron en la galería Six. En dicha galería de San Francisco, el 7 de octubre de 1955, varios poetas como Gary Snyder, Kenneth Rexroth y Philip Lamantia hicieron una lectura de versos. Ginsberg hizo toda una performance en la que representaba la poesía con cánticos, melopeas, llantos, gritos y lamentos que subrayaban sus versos con los que denunciaba una forma adocenada de vivir y proclamaba un modo nuevo de hacer literatura totalmente sincera y auténtica. Los medios de comunicación se fijaron en él, lo convirtieron en una figura famosa y él aprovechó para promocionar a sus colegas de credo literario: el lanzamiento de la Generación Beat. Aullido es un largo poema que pasa revista a las injusticias de una sociedad acomodada como la norteamericana de la posguerra y protesta airadamente contra los horrores que sufren quienes no compiten por la ficción de una felicidad proclamada oficialmente. Aullido alza una voz distinta que zarandeó las conciencias y que consiguió hacerse oír. El poema se ha traducido a decenas de idiomas y Lawrence Ferlinghetti, el poeta beat que lo publicó en su City Lights Books, declara llevar impresos casi un millón de ejemplares desde que apareciera la primera edición en 1956. Leer menos
Aullido

Aullido

Ginsberg, Allen Anagrama
Aullido y otros poemas fue el primer libro de Allen Ginsberg y produjo una gran conmoción. Ya antes... Leer más
Literatura 12,90 
El librero dice...

Este es el libro y el poema más relevante de la beat generation. Es el poema que construye la épica que influiría en la contracultura y los movimientos de los años sesenta. Hay quien afirma que Ginsberg estaba siempre colocado mientras lo escribía y que su ritmo está directamente tomado de una oración.

Menos que cero

Menos que cero

EASTON ELLIS,BRET Random House
Literatura 15,90 
El librero dice...

Gracias a esta novela, el estilo de los jóvenes angelinos de los ochenta, una mezcla rotunda de cinismo, cocaína y sexo, se popularizó en todo el mundo y se convirtió en una tendencia. Menos que cero representó el despertar de la sociedad al sueño del hipismo de los sesenta y los setenta, un despertar duro, frío y sin esperanza.

"Moksha" es un impresionante compendio de los textos de Aldous Huxley acerca de las drogas alucinógenas, sus efectos, sus posibilidades, sus riesgos, etc. En esta completa antología alternan las cartas con científicos e investigadores, los artículos de divulgación y breves fragmentos de ensayos y escenas de algunas de sus novelas en las que las drogas desempeñan un papel importante (La isla, Un mundo feliz...). En este campo, Huxley se convirtió en su momento (y sigue siendo) una de las voces más autorizadas, agudas, desprejuiciadas y lúcidas, lo que le valió el respeto tanto de la comunidad científica como de quienes a finales de los años cincuenta empezaron a experimentar con el LSD. En un momento en el que se reabre el debate entre quienes abogan por legalizar las drogas y los acérrimos partidarios de intentar acabar con ellas, resulta interesante oír la voz de alguien que aborda el problemas desde otra perspectiva. Leer menos
Moksha

Moksha

Huxley, Aldous Edhasa
"Moksha" es un impresionante compendio de los textos de Aldous Huxley acerca de las drogas alucinóg... Leer más
Filosofía 19,00 
El librero dice...

Huxley fue un pionero, uno de los primeros intelectuales que se atrevió a experimentar con la mescalina y que luego contó lo que le había pasado. Moksha reúne sus ensayos sobre la psicodelia y sus experiencias visionarias, que él interpreta como una forma de liberación del karma. Para Huxley las drogas fueron una vía de conocimiento y una herramienta transformadora.

Cuando se publicó por primera vez a mediados de los años setenta, Ciego de nieve se erigió en una pieza esencial de la literatura delictiva. Calificado de «reportaje extraordinario» (The New Yorker), es una mirada febril, desenfrenada y ya clásica al negocio de la cocaína a través de los ojos del legendario traficante Zachary Swan. En su breve y fulgurante carrera desarrollada en la década de los sesenta, Swan proveyó a una clientela elegante. Para ello se movió entre Bogotá y los clubes nocturnos de Nueva York e ideó tretas ingeniosas para burlar a los federales. Mientras creaba maniobras de distracción genuinamente barrocas y sobrevivía gracias a su ingenio y fortuna, descubrió en el camino un mundo peligroso y desbocado que Robert Sabbag evoca con extraordinaria fuerza y humor. Este fascinante relato es una desaforada visión de primera mano de un submundo poblado por dementes y desgarrado por la paranoia. El resultado es un libro esclarecedor y salvaje que influyó a toda una generación de escritores y traficantes. Leer menos
Ciego de nieve

Ciego de nieve

Robert Sabbag Capitán Swing
Cuando se publicó por primera vez a mediados de los años setenta, Ciego de nieve se erigió en una... Leer más
LSD (Literatura Sobre Drogas) 18,50 
El librero dice...

Sabbag, uno de los mejores representantes del nuevo periodismo norteamericano, escribió la historia del legendario traficante Zachary Swan porque lo consideraba una especie de héroe de su época. A base de ingenio e inteligencia, Swan protagonizó una trayectoria que luego influiría en numerosos escritores y traficantes.

Esta es una obra a tres voces; tres relatos policiacos que acaban configurando un estado de la cuestión con respecto a la cocaína, un auténtico fenómeno sociológico en Italia. En el primer relato, 'La pista de Campagna', Carlotto recupera a su personaje estrella «el inspector Campagna», para construir una trama donde se refleja como la lucha del estado democrático -sólo en apariencia- contra el narcotráco se ha convertido en una guerra sucia. El segundo, 'La velocidad del ángel', vrmado por Carofiglio, se centra en las consecuencias, casi íntimas, que la cocaína es capaz de producir, a partir de la historia de Sara, una policía que acaba arruinando su carrera por amor. El tercero, 'El baile del polvo', lleva hasta las últimas consecuencias la mirada panorámica y articula una historia que recorre el camino de la droga desde su origen hasta que se transforma en dinero negro. De Cataldo desgrana en cinco capítulos los entresijos de un cargamento por valor de 2.000 millones de dólares. En la historia intervienen narcos y policías, pero también banqueros, agricultores, maestros mártires, ingenieros millonarios... un paisaje humano tan extenso que acaba por convertir al problema en fenómeno y al fenómeno en normalidad. Leer menos
Cocaína

Cocaína

Carlotto, Massimo / Carofiglio, Gianrico / De Cataldo, Giancarlo Malpaso
Esta es una obra a tres voces; tres relatos policiacos que acaban configurando un estado de la cuest... Leer más
Literatura 18,50 
El librero dice...

A través de tres relatos, escritos por tres de los mejores escritores de novela negra de Italia, nos asomamos al perfil social de la cocaína, una droga capaz de influir en todas las clases, de modificar las finanzas internacionales y de corromper a todo lo que toca. Tan revelador como apasionante.

Escrito con la pasión de un auténtico obseso, Nicotina es el recuento completo de una vida de adicción, desde la epifanía que supone la primera calada hasta el vacío perenne que deja el consumo del último cigarrillo. A partir de sus propias experiencias como fumador desde temprana edad, Gregor Hens investiga los efectos irreversibles del tabaco tanto en la manera de pensar como en nuestros patrones de comportamiento. En esta conversación con todo tipo de fumadores es posible encontrarse con personalidades como Mark Twain e Italo Svevo, y con temas como la naturaleza del hábito, la eficacia (o no) de la hipnosis para dejar de fumar, y el cúmulo de sensaciones y sentimientos contradictorios derivados del consumo de cigarrillos. Con un toque penetrante y humorístico no exento de precisión clínica, el autor deconstruye cada uno de los aspectos de la dependencia al tabaco y ofrece una brillante disquisición sobre la psicopatología de la adicción. Leer menos
NICOTINA

NICOTINA

Hens, Gregor Alpha Decay
Escrito con la pasión de un auténtico obseso, Nicotina es el recuento completo de una vida de adic... Leer más
Ensayo 17,90 
El librero dice...

Escrito como una crónica exhaustiva, este ensayo recorre toda una vida de adicción. Hens investiga los patrones de comportamiento de los fumadores a partir de distintos autores, así como los efectos que genera el consumo de cigarrillos. Con un toque penetrante y humorístico no exento de precisión clínica, el autor deconstruye cada uno de los aspectos de la dependencia al tabaco y ofrece una brillante disquisición sobre la psicopatología de la adicción.

Richard Nixon le definió como «el hombre más peligroso de Estados Unidos», pero en su trayectoria profesional el doctor Timothy Leary (1920-1996) nunca pretendió ser un agente del caos, sino del progreso. Su agenda fue abiertamente utópica: ansiaba sentar las bases de una renovación humanística en Occidente, y lo intentó a través de la experimentación con las drogas psicodélicas como parte de una investigación aún más extensa en el campo de la psicología. Su contexto fue el idóneo: la aperturista universidad de Harvard en los años sesenta, durante la explosión de la contracultura. Allí, Leary se convirtió en el máximo apóstol del LSD, un defensor a ultranza del ácido lisérgico como la llave definitiva para una revolución espiritual que abriría nuevas puertas a la percepción, la emoción y la empatía humana. LSD Flashbacks es el recuento, siete años antes de su muerte, de una vida singular que ha dejado huella en el imaginario popular del siglo XX, especialmente en lo que se refiere a beatniks, hippies, adeptos de la Nueva Era y utopistas cibernéticos. En sus páginas, Leary aborda con humor su desarrollo como persona -comenzando en el preciso momento en que todavía era un espermatozoide- sin ocultar episodios extravagantes, como la época en la que se dedicó a la comedia, o sus numerosos encontronazos con la ley, agravados desde el momento en que el Gobierno de Estados Unidos decidió ilegalizar el LSD en 1966. Por las páginas de Flashbacks aparecen las influencias cruciales de Leary como intelectual y explorador de la psique -Dante y Hermann Hesse, Wilhelm Reich y Hassán Ibn Al-Sabbá, el Viejo de la Montaña- y otros héroes de la contracultura, como Allen Ginsberg y William S. Burroughs, con los que mantuvo una estrecha relación. En conjunto, el recorrido más autorizado por la historia lisérgica del siglo XX y su idea central: «Turn on, tune in, drop out». Leer menos
Lsd flashbacks

Lsd flashbacks

Timothy, Leary Alpha Decay
Richard Nixon le definió como «el hombre más peligroso de Estados Unidos», pero en su trayectori... Leer más
Drogas 22,50 
El librero dice...

Siete años antes de morir, Timothy Leary, escribió estas memorias donde se manifiesta su cruzada personal como defensor del LSD. El hombre al que Richard Nixon consideró «como uno de los más peligrosos de América» nos desvela las claves de su compromiso, su conciencia de haber influido en varias generaciones y sus referencias intelectuales.